IU insta al PSOE a “no escudarse” en las encuestas para seguir sin tomar medidas contra los pisos turísticos ilegales

El portavoz municipal de Izquierda Unida, Daniel González Rojas, ha pedido al gobierno de Juan Espadas (PSOE) que “no intente esconderse detrás de los datos de una encuesta para seguir sin hacer nada contra la proliferación de los pisos turísticos ilegales en Sevilla”.

González Rojas ha recordado que la Mesa para la Lucha contra la Oferta Ilegal de Alojamientos Turísticos de la Ciudad se creó hace ya un año y “a día de hoy continuamos sin una propuesta concreta y definida de actuación más allá de inspecciones puntuales”. De este modo, ha denunciado la “inacción” al respecto del delegado del ramo, Antonio Muñoz, que “hasta la fecha no pasa de los titulares y de los anuncios”.

Rojas considera que, si bien es cierto que en Sevilla la burbuja no ha explotado como en Barcelona, “decir que las viviendas con fines turísticos no son un problema es una absoluta temeridad”. Así, el portavoz de IU ha retado a Muñoz a “irle con esa cantinela a los estudiantes que están buscando un piso de alquiler compartido por el centro de la ciudad, o a las vecinas que han sido desahuciadas de sus viviendas, o a los dueños y trabajadores de los locales comerciales que han tenido que cerrar para que los bloques se transformen en alojamientos turísticos”.

“No sabemos cómo se habrá llevado a cabo la última encuesta hecha pública por el Ayuntamiento ni qué preguntas se han realizado, pero los datos del propio Plan Municipal de Vivienda y Rehabilitación de Emvisesa son preocupantes”, indica Rojas. No en vano, en el documento de diagnóstico se recoge que en Sevilla existen un total de 1.495 viviendas con fines turísticos registradas frente a las 9.179 no registradas. Igualmente, en el citado plan se señala que el índice de presión turística en el caso del Casco Antiguo se sitúa ya en un 19’76%, lo que significa que 2 de cada 10 viviendas en el centro están destinadas a fines turísticos.

Desde la federación de izquierdas remarcan que “no se trata de crear una alarma social”, pero advierten que “si no cogemos el toro por los cuernos desde ya, vamos a tener un serio problema”.

Por ello, González Rojas ha vuelto a exigir al gobierno de Espadas que “se deje de palabrería” y empiece ya a tomar las medidas de disciplina urbanística medioambiental y fiscal necesarias para poner coto a este fenómeno, que “no solo implica una competencia desleal para los hoteleros, sino que lesiona el derecho constitucional a la vivienda y transforma nuestros barrios en parques de atracciones para los turistas”.

 

 

Free business joomla templates