IU y Participa reclaman una gestión directa de los comedores escolares para garantizar menús más saludables y menos precariedad en el servicio

Los grupos municipales de IU y Participa Sevilla han mostrado este jueves su “total apoyo” a la campaña promovida por la plataforma ‘Escuelas de Calor’ para concienciar a la sociedad sobre la necesidad de cambiar el actual sistema de gestión de los comedores escolares y, al mismo tiempo, han reclamado al Ayuntamiento su implicación para revertir la privatización que la Junta de Andalucía viene imponiendo en este importante servicio.

Tanto Izquierda Unida como Participa denuncian que la “mercantilización” de los comedores escolares está afectando seriamente a la calidad de los mismos y a las condiciones de trabajo de las plantillas que prestan este servicio en los colegios públicos. Por eso, consideran que la Junta debe abandonar cuanto antes su política de conciertos y apostar, de una vez, por un modelo de gestión más social y educativo.

En sintonía con esta posición, ambas formaciones van a elevar una moción al Pleno municipal de este viernes para que el Ayuntamiento, además de manifestar su respaldo a la campaña de la plataforma ‘Escuelas de Calor’ sobre comedores escolares, inste también a la Junta de Andalucía a implantar medidas dirigidas a garantizar la gestión directa de éstos, ya sea a través de la administración pública o de fórmulas cooperativas mixtas.

Y es que el actual sistema de este servicio, basado en la externalización a grandes empresas de cátering, muchas de ellas multinacionales, así como el modo de conservación de las comidas, en ‘línea de frío’, vienen generando desde hace tiempo descontentos y quejas por parte del alumnado y las familias. Críticas que, en líneas generales, tienen que ver con la baja calidad y poca cantidad de los menús, con la falta de control de los alimentos que se sirven, o con las carencias de personal y la precariedad laboral de las y los monitores.

Al igual que la plataforma ‘Escuelas de Calor’, que agrupa a una treintena de AMPAS de colegios públicos sevillanos, Izquierda Unida y Participa sostienen que una gestión directa de los comedores escolares permitiría, entre cosas, elaborar comidas más saludables y apetecibles, usar productos ecológicos y de cercanía, mejorar la participación de las familias en dicho servicio (a través de las AMPAS y el consejo escolar de los colegios) y garantizar una mayor estabilidad de las plantillas.

“Todas estas razones nos llevan a solicitar una modificación de la actual normativa de adjudicación del servicio de comedor, de forma que se establezca como criterio general y prioritario su gestión directa por la administración y las AMPAS, así como la preparación de comidas in situ en los propios centros”, remarcan ambas formaciones políticas.

Según argumentan desde IU y Participa, “éste es un debate que está en la calle y que no se puede seguir obviando”. No en vano, cada vez son más los padres y madres preocupados por esta cuestión. Por ello, estos dos grupos municipales esperan que en el Pleno de este viernes haya un pronunciamiento firme y unánime de la Corporación local en favor de la gestión pública de este servicio, al tratarse del sistema “más aceptado por la comunidad educativa andaluza” y el que mejor garantiza los valores nutricionales para el alumnado.

Free business joomla templates